Observa el por que es tan importante que tengas una planta de Aloe Vera siempre

El áloe vera o sábila, como muchos la conocen, es una planta de aspecto un tanto extraño, muy parecida a los cactus, pero con propiedades medicinales potenciales. En la antigüedad era muy utilizada por los egipcios y era llamada “la planta de la inmortalidad”, pues no solo llegaba a curar muchas enfermedades, sino que también actuaba positivamente en la piel de las personas, rejuveneciéndola y acabando con todo tipo de imperfecciones. Hay demasiados motivos para tener la sábila en tu hogar y queremos mencionarte los más importantes el día de hoy.

Composición del áloe vera

La sábila está dotada con betacarotenos, vitaminas A, todo el grupo B, C, hierro, calcio zinc, sodio, cobre, manganeso, potasio y cromo. Por otro lado, las propiedades antioxidantes, antiinflamatorias, analgésicas y antifúngicas que posee esta planta, la hace especial para tratar todo tipo de padecimientos, ya sean leves o realmente crónicos. Existen diferentes recetas y métodos que incluyen a la sábila, todo depende del malestar que se pretenda combatir.

Razones para tener siempre una planta de Aloe Vera

Jugo de limón, perejil y sábila para la gastritis

Necesitas batir el zumo de un limón, unas cuantas ramas de perejil y un cristal de áloe vera en tu licuadora por unos cuantos minutos, de manera que todos los ingredientes se unifiquen y obtengas un jugo totalmente homogéneo y fácil de ingerir. No es necesario que lo endulces, solo deberás verter el remedio en un vaso y beberlo en ayunas todos los días por un mes.

Cristal de áloe vera para eliminar las cicatrices

Toma la penca de la planta, retira la piel y lava bien el cristal, asegurándote de quitar todo el yodo que posee esta planta. Luego, colocas el cristal en el área donde tengas la cicatriz y lo cubres con una gasa o algodón, puedes dejarlo por unas cuantas horas y luego lavar la zona con abundante agua.

Jarabe para los resfriados

Es muy probable que a nadie le guste este remedio, pero es necesario consumirlo para acabar con el resfriado. Tienes que licuar la sábila junto el jugo de un limón, un poco de miel y una cucharada de bicarbonato de sodio. El jarabe debe consumirse cada 8 horas por una semana.

Ungüento para las hemorroides

Toma el cristal del áloe vera y tritúralo para posteriormente mezclarlo con aceite de caléndula. Este remedio lo vas a colocar en la zona donde tengas las hemorroides todos los días, sentirás alivio desde la primera aplicación.

Desaparece las estrías

Enfría la sábila por unas 2 o 3 horas, luego vas a colocar varios trozos en las partes de tu cuerpo en las que tengas más estrías.

Mejora el aspecto de la piel

Licua una penca de sábila con media taza de miel, obtendrás como resultado una crema espesa que vas a aplicar en tu cara todas las noches por 20 minutos, luego lavas tu rostro con abundante agua tibia y repites el procedimiento por un mes hasta que tus imperfecciones faciales hayan desaparecido.

¡Comparte en tus redes sociales! No olvides dejarnos tus resultados en la sección de comentarios.

Fuente.