10 Dolores del cuerpo que están ligados a ESTADOS EMOCIONALES

Nuestro cuerpo siempre nos advierte que algo no anda bien, ya sea con algún órgano o con un síntoma muy peculiar. A pesar de estas obvias señales, por lo general simplemente las ignoramos y seguimos con nuestra vida, hasta que el problema se torna más grave de lo que podríamos llegar a pensar o controlar. Ha llegado la hora de atender estas dolencias, especialmente cuando van de la mano de un problema emocional, como por ejemplo estrés, problemas nerviosos, etc.

Existen 10 dolores corporales que tienen estrecha conexión con nuestro estado emocional y hoy hablaremos de ellos.

Dolores relacionados a los estados emocionales

Molestias en los pies

Las emociones pueden reflejarse rápidamente por un dolor en la planta de los pies y hay que tomar cartas en el asunto, combatir el problema y evitar que el diagnóstico se vuelva más severo.

Dolor en las rodillas

Si te exiges demasiado y tratas de dar más de tus capacidades físicas o mentales, ten por seguro que te vas a sentir mal en poco tiempo y el dolor se va a sentir en tus rodillas.

Dolencias en la cadera

Es completamente normal tener miedo, lo importante acá es saber enfrentar cada una de las circunstancias que nos coloca a vida y salir adelante a pesar de que el temor puede sentirse como un peso que afecta a zonas como la espalda y cintura.

Malestar estomacal

Tienes que aprender a aceptar los asuntos complicados que se te presentan y recordar que no todo es color de rosas. Mantén tu mente activa y evalúa todo desde la perspectiva más calmada para evitar espasmos, que no son más que una reacción natural de tu organismo a lo desconocido.

Problemas con la espalda baja

Por lo general esto es por problemas económicos y tienes que empezar a organizar tus finanzas cuanto antes, porque si sigues así, la vida se te va a complicar mucho más de lo que ya está y seguramente un masaje necesitarás.

Dolor en los codos

Si no te has golpeado en esas zonas, entonces estás reteniendo demasiado tus emociones por alguna situación. Nunca es bueno encerrarse en uno mismo, porque a la larga, es nuestra mente la que sufre y le proporciona dolor a todo tu cuerpo.

Molestias en el cuello

Guardar rencor solo te traerá amarguras y te restará la felicidad que tanto necesitas para vivir armoniosamente. El rencor te convierte en un anciano prematuro, tanto mental como físicamente.

Dolencias en la espalda superior

Este es un dolor que fácilmente puede ser comparado con la soledad. No importa cuán rodeado de personas estés, a veces puedes llegar a sentirte muy solo sin ninguna explicación. Trata de salir de ese agujero negro y socializa más con las personas de tu entorno.

Problemas con los hombros

Las cargas emocionales son normales, el problema radica cuando estas son de otras personas. Cada quien tiene que aprender a afrontar su vida y aunque quieras ayudar, lo mejor es que dejes que esas personas resuelvan sus problemas solos. Tú no eres responsable por las cosas que ellos mismos se han buscado.

Dolor de cabeza

Esto significa que estás completamente cansado, agotado de todo y todos. Tomarte un descanso no te haría mal de vez en cuando, así que anda, bríndate unos días libres y encuéntrate contigo mismo nuevamente.

¡Comparte en tus redes sociales!

Fuente.