Cuándo una de estas enfermedades te ataque ¡Cúralas usando esta planta de la eterna juventud!

¿Alguna vez has sido picado por una ortiga? Es difícil olvidar esa sensación de ardor, dolor, urticaria y ampollas que causa. Es una planta encontrada en todo el mundo y florece cada año. Sin embargo, resulta ser que ella también puede ser utilizada para curar los malestares de muchísimas enfermedades, un giro inesperado en los acontecimientos de la naturaleza. Ella se ha utilizado medicinalmente desde el 3 a.C, en tiempos medievales se utilizó para tratar el dolor en las articulaciones, y también actuar como un diurético.

Hoy en día, la raíz de ortiga se utiliza para tratar problemas urinarios asociados con una próstata agrandada, infecciones del tracto urinario y fiebre. La hoja de la ortiga, mientras tanto, se utiliza comúnmente para tratar el dolor, la osteoartritis, las alergias. También pueden ser comidos en una ensalada, cocinados en sopa o hechos en un té, pero la raíz tiende a ser ser la más extraída para hacer cápsulas y pastillas.

Beneficios de la Ortiga

El té puede ser muy fuerte y tiene un efecto rápido en el cuerpo, principalmente debido a los flavonoides, carotenoides, vitaminas y minerales que se encuentran dentro de la planta. Es particularmente rica en calcio y magnesio, en concentraciones mucho mayores que otras hortalizas de hoja verde elogiadas por su contenido mineral. Entre los beneficios directos podemos encontrar:

  1. Ayuda a desintoxicar el cuerpo: Es un diurético, lo que significa que ayuda a eliminar los productos químicos nocivos así como los líquidos en exceso del cuerpo. Los herbolarios han prescrito el uso de la ortiga en el tratamiento de las infecciones del tracto urinario, debido a su capacidad para limpiar y disipar las toxinas.
  2. Promueve una circulación sanguínea saludable y salud cardiovascular: Contiene altas cantidades de hierro y vitamina C. Esta última mejora la absorción del cuerpo de hierro por lo que ayuda a aliviar la anemia y la fatiga. Esta hierba también contiene una cantidad considerable de potasio, un mineral que reduce la tensión en las arterias y vasos sanguíneos, reduciendo el riesgo de ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares.
  3. Alivia las reacciones alérgicas: Mientras que el contacto físico con la hoja puede causar reacciones alérgicas, la ingestión del té se sabe que sirve para ayudar a humedecer la respuesta del cuerpo a los alergénicos, atando con los receptores de la histamina del cuerpo. Se puede utilizar para ayudar en la prevención de la rinitis, o la inflamación de la membrana mucosa en la nariz, así como para el acné, las quemaduras solares y cualquier otra afección en la piel
  4. Reduce el dolor de la artritis: Las propiedades antioxidantes sirven para ayudar a minimizar la inflamación. Se puede utilizar tópicamente para ayudar a aliviar el dolor en las articulaciones.

A pesar de la variedad de beneficios para la salud que ofrece, puede interferir con numerosos medicamentos y causar una variedad de efectos adversos. Asegúrese de preguntar a su médico si es seguro usar esta hierba y en qué forma es aconsejable.

¡Comparte este artículo en tus redes sociales!