Alivia el dolor de espalda, rodillas, tobillos y cadera a través de los pies con estos 5 ejercicios

Sin duda, los pies tienen una función importante en el cuerpo, ya que son fundamentales para el equilibrio, la postura y para aliviar el dolor de ciertas áreas del cuerpo.

Por lo tanto, realizar ejercicios con los pies aumentará el flujo sanguíneo y fortalecerá los músculos para tener una correcta función de los músculos y los huesos del cuerpo.

A continuación, en este artículo te mostraremos 5 asombrosos ejercicios que te ayudarán aliviar el dolor de espalda, rodillas, tobillos y cadera a través de los pies de forma fácil y eficaz.

Lo que necesitas hacer para combatir el dolor de espalda y rodillas 

1.- Subir los talones.

Coloca los pies en un escalón de manera que los talones no lo toquen. Luego, sube y baja el escalón 10 veces. Esto te ayudará a aliviar el dolor de los pies ejercitando los músculos y los ligamentos que se encuentran cerca del talón, los cuales son fundamentales para la salud de los pies. Haz este ejercicio 5 veces por semana.

2.- Estirar el arco.

Para realizar este ejercicio debes sentarte en una silla y colocar un pie en la rodilla. Luego, toma los dedos de los pies y estíralos suavemente hacia atrás. Esto te ayudará a estirar el tendón y el tejido muscular que se encarga de conectar el talón con los dedos. Haz este ejercicio durante 10 segundos, 10 veces en cada pie y 4 veces por semana.

3.- Estiramiento de dedos.

Es importante prestarles atención a los dedos de los pies, ya que tienen una función esencial, como por ejemplo: el dedo más grande ayuda a mejorar el equilibrio y también incrementa la flexibilidad del pie. El ejercicio consiste en colocar una goma elástica o liga alrededor de los dedos y tratar de separarlos. Debes hacer esto durante 5 segundos y 10 veces en cada pie. Haz este ejercicio 5 veces por semana.

4.- Ejercicio con pelota de tenis.

Coloca una pelota de tenis bajo tu pie y haz un poco de presión sobre ella. Debes hacer durante 1 minuto y cambiar de pie. Esto te ayudará a activar la circulación sanguínea.

5.- Mover una toalla con los pies.

Este ejercicio puedes realizarlo de pie o sentado. Sólo coloca una toalla pequeña en el piso y trata de tomar la toalla con los dedos de ambos pies y una vez que lo hayas logrado vuelve a ponerla en el piso. Hazlo 5 veces con cada pie y 3 veces por semana.

¡No olvides compartir y dejar tus comentarios!

Fuente: misremedios.net